Inteligencia y Seguridad Frente Externo En Profundidad Economia y Finanzas Transparencia
  En Parrilla Medio Ambiente Sociedad High Tech Contacto
Frente Externo  
 
03/02/2016 | Los cinco supervivientes de la carrera a la Casa Blanca

Pablo Pardo

La burbuja de Donald Trump podría haber empezado a desinflarse en Iowa. El millonario magnate no sólo perdió frente a otro evangélico, el senador por Texas Ted Cruz, sino que lo hizo por una diferencia considerable. Y lo más preocupante, con Marco Rubio pisándole los talones. Los 'caucus' han sentenciado, pues, dos cosas: que Trump no es invencible y que Rubio -un político conservador que ha girado al centro y luego otra vez a la derecha en estas primarias- se ha convertido en el candidato de los grupos de poder que controlan el Partido Republicano. Entre los demócratas, Clinton gana a Sanders, aunque 'por el canto de un dólar'.

 

Un acertijo: ¿en qué competición los que quedan el tercero y segundo ganan, mientras que uno que acaba el primero y otro que concluye segundo pierden? La respuesta es: en la carrera más importante del mundo, la que decide quién será la persona con más poder de la Tierra: el presidente de Estados Unidos. Si así es como sale el presidente de la primera potencia mundial, vale más abandonar todo interés en la política mundial.

Pero ése es el resultado de los 'caucus' de Iowa, con los que han empezado las primarias en ese país. En el Partido Republicano, Ted Cruz ha ganado, pero esMarco Rubio, el tercero en número de papeletas obtenidas, quien se ha alzado como el vencedor psicológico. Entre los demócratas, el ganador es Bernie Sanders, que quedó segundo tras Hillary Clinton, cuya victoria parece una derrota. Pero, para derrotas, la de Donald Trump, el segundo republicano que más votos obtuvo. Este martes, si se tecleaba en Internet www.loser.com ('loser' significa 'perdedor') salía la página de Trump en Wikipedia.

Así pues, hay tres ganadores: Cruz, Rubio, y Sanders. Aunque, en realidad, sólo uno de ellos había ganado. Y dos perdedores: Hillary y Trump. De los cuales, a su vez, uno había terminado primero. Hay, además, otros 10 candidatos -nueve republicanos y un demócrata- que obtienen resultados tan abismales que virtualmente se quedan fuera de juego. Dos de ellos -el republicano Mike Huckabee, que, paradójicamente, ganó Iowa en 2008, y el demócrata Martin O'Malley - ya se han retirado. Por eso, la partida queda entre esos cinco que han ganado pero han perdido, o que han perdido pero han ganado.

La política es un juego de percepciones. Y ningún sitio es mejor muestra de ello que Iowa. No sólo por quién gana y quién pierde, sino por el impacto que esto tiene en la campaña electoral en EEUU. Cruz consiguió 51.666 votosTrump,45.427; y Rubio43.165. Para ganar la Presidencia en noviembre, hacen falta en torno a 65 millones de votos. En otras palabras: Iowa ha puesto a las puertas del cielo y del infierno a unos candidatos que han obtenido, en el mejor de los casos, el 0,079% de las papeletas que precisarán para llegar a la Casa Blanca.

Es lo más parecido que existe a una 'burbuja' financiera, pero en política. Ese 0,079% del voto (que es lo que ha obtenido el ganador, Ted Cruz) genera la expectativa de que ese candidato va a ganar, lo que a su vez hace que recibaapoyos institucionales y de los medios de comunicación, y que, por esa misma razón, los votantes empiecen a prestarle atención y a verlo con mejores ojos. Eso, a su vez, hace que sus expectativas mejoren en las próximas citas electorales. Así, la 'burbuja' acaba convirtiéndose en una realidad que apisona a la oposición.

nadie parece mejor preparado para lanzar su 'burbuja' que Marco RubioEl senador cubano-americano acabó tercero, pero a apenas 2.262 votos del empresario. Eso le convierte en el candidato del 'establishment' republicano. 'Establishment' es una palabra de difícil traducción, pero que podría definirse como "los que tienen dinero, poder y cargos". De hecho, Rubio ya era uno de los favoritos de ese grupo, sobre todo tras el colapso de la candidatura de Jeb Bush, hijo y hermano de presidentes, que apenas ha conseguido 5.238 votos en Iowa, es decir, el 3% del total.

Rubio está mejor colocado que Trump y que Cruz, pese a haber sido tercero. La razón es que Cruz es un evangélico, es decir, un cristiano protestante ultraconservador. En Iowa, ese grupo tiende a ganar. Y, en unas elecciones con una participación masiva -en torno a 180.000 republicanos acudieron a votar el martes, una cifra record- se supone que una gran mayoría fueron evangélicos que querían frenar a Trump. Pero ese grupo no es relevante en New Hampshire, que vota el martes que viene, y tiene una influencia limitada en las demás primarias.

Cruz tiene un nicho de mercado formidable. Pero también un claro techo. Y, además, un problema de personalidad. El 'establishment' republicano le detesta. El senador se ha enfrentado a sus compañeros, les ha humillado y ha hecho la guerra por su cuenta en Washington. Así va a conseguir muy pocos apoyos.

El caso de Trump es similar. Pero llevado al extremo. El empresario no sólo cuenta con el rechazo de los líderes republicanos. También de gran parte de las bases. El 47% de los votantes de ese partido le apoyan; el 50% le rechazan. Es una polarización brutal. Frente a ello, Trump ha usado como principal baza de su campaña su éxito profesional y en las encuestas.

Ahora bien: ¿qué pasa cuando alguien habla de lo bien que va su campaña y se estampa contra el suelo en la primera votación? Como dijo un seguidor de Trump en la noche del martes en el Hotel Sheraton Oeste de Des Moines, donde el empresario había pronunciado un discurso inhabitual en él, en el que no insultó a nadie y reconoció su derrota: "Está que va a estallar. No soporta perder". Por eso, aunque haya acabado segundo, Trump es el gran perdedor.

El otro gran perdedor es mujer: Hillary Clinton. Ella, junto con Jeb Bush, es la muestra de que el dinero no compra las elecciones. O, al menos, no siempre. Clinton recaudó 163,5 millones de dólares (150,5 millones de euros) en donaciones a su campaña en 2016. Pero eso sólo le ha servido para ganar por tres décimas -el 49,6% frente al 49,6%- al candidato del ala izquierda demócrata, Bernie Sanders, que apenas consiguió 75,1 millones de dólares, o sea, 69 millones de euros para financiar su campaña. Con el agravante de que Sanders no tiene ningún SuperPAC, es decir, ningún grupo ajeno a la campaña, pero que hace campaña por él, y que además no tiene obligación de cumplir ningún requisito de dar información acerca de dónde obtiene el dinero o qué hace con él.

Cuando se suman los SuperPAC, resulta que Hillary tiene, probablemente, cuatro veces más dinero que Sanders. Y, aun así, sólo ha ganado por tres décimas. Por eso la ex secretaria de Estado, ex senadora, ex primera dama y ex candidata a la presidencia ha perdido. Y, además, porque va a seguir perdiendo. A día de hoy, parece cierto que Trump va a ganar en New Hampshire, lo que revitalizará su campaña. Pero es que Hillary va a ser pulverizada en ese estado. Eso significa una nueva derrota, esta vez no ya psicológica, sino real. Claro que en el juego de espejos que son las primarias de EEUU nunca queda claro quién gana y quién pierde. Y, menos, entre los cinco favoritos que han salido de Iowa.

El Mundo (España)

 



Otras Notas del Autor
fecha
Título
12/08/2017|
11/07/2017|
05/07/2017|
25/06/2017|
08/06/2017|
18/05/2017|
30/04/2017|
10/03/2017|
05/03/2017|
12/02/2017|
02/02/2017|
29/01/2017|
20/01/2017|
20/01/2017|
15/01/2017|
15/01/2017|
12/01/2017|
21/12/2016|
21/12/2016|
06/11/2016|
02/11/2016|
27/10/2016|
23/10/2016|
23/10/2016|
10/10/2016|
28/09/2016|
19/09/2016|
01/08/2016|
20/07/2016|
14/06/2016|
27/05/2016|
14/03/2016|
01/03/2016|
01/02/2016|
29/01/2016|
17/12/2015|
13/11/2015|
27/10/2015|
28/09/2015|
27/09/2015|
10/08/2015|
06/07/2015|
02/07/2015|
10/06/2015|
15/04/2015|
22/03/2015|
28/02/2015|
07/02/2015|
01/01/2015|
17/12/2014|
04/12/2014|
28/10/2014|
31/07/2014|
30/07/2014|
12/05/2014|
28/04/2014|
25/10/2013|
16/10/2013|
04/07/2013|
10/06/2013|
07/05/2013|
16/04/2013|
22/01/2013|
02/01/2013|
30/11/2012|
20/11/2012|
10/11/2012|
08/11/2012|
07/11/2012|
28/08/2012|
16/07/2012|
10/07/2012|
23/06/2012|
01/06/2011|
01/06/2011|
31/05/2011|
31/05/2011|
03/05/2011|
03/05/2011|
12/02/2011|
03/11/2010|
17/01/2010|
05/12/2009|
05/12/2009|
02/12/2009|
02/12/2009|
12/10/2009|
14/09/2009|
22/08/2009|
26/07/2009|
26/07/2009|
26/03/2009|
12/03/2009|
12/03/2009|
08/03/2009|
08/03/2009|
28/02/2009|
28/02/2009|
27/02/2009|
04/01/2009|
09/10/2008|
09/10/2008|
03/10/2008|
03/10/2008|
06/09/2008|
06/09/2008|
18/08/2008|
18/08/2008|
19/05/2007|
19/05/2007|

ver + notas
 
Center for the Study of the Presidency
Freedom House